Desayuno rico primavera
Desayuno primaveral: Tortitas de avena y batido morado
7 Abril, 2017
POSTURA PERFECTA PARA RELAJARSE
La postura perfecta para relajarse
17 Abril, 2017
Ver todo

Consejos para hacer yoga en ayunas

Yoga en ayunas

Si en algo coinciden todos los escritos del Ayurveda y el Hatha Yoga, es que la mañana es el mejor momento del día para la práctica de asanas y pranayama. La cosa se complica con el otro de los principales consejos: realizar estos ejercicios en ayunas. El yoga en ayunas no es algo fácil de conseguir hoy en día, pero poco a poco es posible incorporarlo fácilmente a la rutina. 

 

Porqué es mejor hacer yoga en ayunas

Según la filosofía del Yoga, la energía del universo, presente en todos lo que lo compone, tiene 3 diferentes cualidades o gunas:

  1. Tamas: Inercia, inactividad, muerte.
  2. Rajas: Cambio, acción, movimiento.
  3. Sattva: Armonía, equilibrio, alegría.

Cada guna, entre otras cosas, está relacionado con un momento del día. El momento del día relacionado con Sattva, la energía más pura y armoniosa, es la mañana. Es el momento más tranquilo y lúcido del día.

Por otro lado, realizando la práctica con el estómago vacío, nos aseguramos de que el cuerpo está limpio y concentrado en la actividad. Al realizar ejercicios de yoga (o cualquier otra actividad física), estamos activando una serie de músculos que requieren sangre para funcionar. Si la digestión está en marcha, los órganos implicados necesitan un mayor aporte de sangre. Esto supone una competición por la sangre que el organismo no puede abastecer al mismo tiempo.

Conclusión: Al hacer yoga en ayunas temprano por la mañana, estamos aprovechando todo el potencial energético de nuestro cuerpo y del universo y maximizando los beneficios que recibimos de la práctica.

 

5 consejos para hacer yoga en ayunas

Hábito.

Lo primero y más complicado es construir el hábito. Como ya comenté aquí, para levantarse con energía es recomendable acostarse siempre a la misma hora. Sé que no es lo más apetecible acostarse y levantarse un finde a la misma hora que entre semana, pero es una buena forma de acostumbrar al cuerpo a levantarse por si solo. Al ahorramos el esfuerzo de levantarnos al sonar el despertador, podemos invertirlo en otras cosas, como por ejemplo, hacer yoga. Obviamente, esto no es apto para todos, hay que estar muy muy muy motivado, pero ¿por qué no intentarlo una temporada?

 

Calentamiento.

La práctica por la mañana es muy diferente de la práctica en otros momentos del día. Los músculos están fríos después de toda la noche, por lo que es muy importante hacer un calentamiento generoso. Mover todas las articulaciones y activar concienzudamente los principales músculos implicados en la práctica es lo mejor que puedes hacer. Una buena idea es empezar desde abajo (plantas de los pies) y subir hacia arriba (muslos, abdominales, espalda, hombros, brazos y cuello).

 

In crescendo.

Al principio, es probable que resulte duro hacer algo sin desayunar. 100% normal. Sé amable contigo mismo, pero disciplinado también. Está bien empezar poco a poco. Quizás puedas probar unos días solo con calentamiento, y luego ir incorporando unos Saludos al Sol u otros asanas más sencillos dependiendo del nivel. Primando siempre movimientos fluídos para activar el cuerpo, manteniéndonos en la postura alrededor de 10 segundos, no mucho más.

 

Pranayama y meditación. 

Es muy recomendable aprovechar las horas de la mañana para realizar algún ejercicio de respiración (pranayama) y meditar. Esto ayuda tremendamente a despertar y preparar la mente para la batalla del día. A mí me encantan. Puedes empezar con un simple exhalación (contar 5) – retención (contar 3) – inhalación (contar 5) – retención (contar 3) durante 1 minuto como pranayama. Para meditar, puedes utilizar una meditación guiada o escuchar música relajante o algún mantra.

 

Snack ligero.

Si a pesar de ir poco a poco con las posturas y ejercicios, sigues sintiéndote débil o con una sensación desagradable de hambre, picotea un snack ligero. Los más energizantes son los frutos secos y las frutas pasas. Pero no te pases, una fruta pasa o unos pocos frutos secos serán suficientes para continuar.

 

Pinterest Yoga en ayunas

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Yogui Principiante utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario, si continuas navegando entendemos que aceptas su uso. Política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies